Compañeros de vuelo...

lunes, 25 de abril de 2011

Sueños...

Imagen de la web


Se desplomó el cielo
la luna se perdió en  la noche
las estrellas se postraron tras el zenit
una tristreza silenciosa le lloró a la oscuridad,
que a su suerte libraba
con bruñida armadura
una lucha impetuosa;
milenios de polvo
de mares bravíos
de huracanes de brisa perfumada de mar.
Distante y largo viento
me tomaba por la espalda,
¿ de qué sirve resistirme ?
¡ puedo volar !
hilos de plata cayendo
con temblor metálico,
lírico el cielo
acariciando la soledad.
Las lágrimas de la luna,
un soplido,
atraviesame un rayo de luz,
me dejo llevar...
Alcanzo las cadenas
de las viejas roldanas,
y como el mármol pinto
cientos de estrellas sobre el mar.
Oye  Sol !, no oses mirarme,
de todos modos se,
que amanecerá.