Compañeros de vuelo...

martes, 14 de septiembre de 2010

Tus lágrimas fecundan mi esperanza...


Tus lágrimas fecundan mi esperanza
mis pétalos asienten rozagantes
quisiera urdir ya en tu alma
y de ti nunca alejarme.
Ser la diosa dueña de tus secretos,
partitura y melodía desencadenada
cuidar gentilemente de  las notas
para que nunca te suceda nada.
Amalgamar tus sentidos con los mios,
y echarle mano a cada latido
transformándolos en suaves suspiros.
Quisiera ser tus ojos
para verte a través mio
llevarte preso exprofeso
y templar mi cincel en tu delirio.
Quisiera ser tu mano
para escribir tu destino
y enmudecer al ver
que entre todas, me has elegido.
Quisiera ser tu sonrisa
desplegada al viento
para envolverme en tus alas
y quitarte el aliento.
Quisiera ser tu aforismo
para entregarte de lleno mi vida
ser el brillo de tus ojos
y verte templar en mis pupilas.
Quisiera ser tantas cosas,
ojalá fuera real ,para hacerte mio,
ojalá fuera filo
para cortar tu osadía
y  fuera noche para amanecer tus días.
Tus lágrimas fecundan mi esperanza
con cierta magia vespertina
tus manos serpenteantes me dibujan
en los adoquines de la calle de la esquina

12 comentarios:

  1. Simplemente precioso!
    Lo acabo de leer cuando aquí todavía no termina de amanecer del todo.
    Lo he leído de ccorrido, pero, me ha encantado, amiga!

    Muchos besitos de espuma!

    ResponderEliminar
  2. Bueno, lo he leído con calma. Deseas tanto poseer ese amor que en todo lo quieres tener, en tus pupilas,quieres ser su sonrisa, en fin que tanto deseas tenerle que poco a poco vas perdiendo tu ser para dárselo a él.
    Hace muchos años descubrí que el verdadero amor era unirse y no fundirse, ser yo, y ser él y juntos ser uno sin de dejar de ser cada uno lo que es.
    Más el amor humano tiende a ser posesivo, por eso se sufre tanto cuando no hay libertad entre los enamorados, nos falta madurez para saber amar.
    Entiendo que tus versos son una preciosidad y que los poetas solemos traducirlo así, pero te dejo que consideres como te planteo saber amar. Que es otra cuestión independiente del poema pero que me ha venido a colación dar luz de ello.
    Bárbara tu poesía es bárbara y ya sabes que me gusta.
    Un te quiero con ternura
    Sor.cecilia

    ResponderEliminar
  3. Cuando estamos enamoradas, todo lo deseamos saber y ser de lo amado, anhelamos sus ojos y compartir cada detalle de sus días...El amor nos envuelve en una nube de necesidades, que sólo su roce nos relaja.
    Un beso amiga.

    ResponderEliminar
  4. Tu poema sí que es magia vespertina

    ResponderEliminar
  5. No nos abandones nunca, no nos dejes con el corazón a oscuras.

    ResponderEliminar
  6. la cierta magia se convierte en certezaa cuando tus letras se sueltan en el sentimientoo...!!

    lujito leertee Barbaraaa..!!

    se te quiere amigalmaaa..!!

    ResponderEliminar
  7. Hola Barbarita muy hermoso tu poema llega al alma tus palabras puo amor amiga.
    Besitos que estes muy bien.

    ResponderEliminar
  8. Barbi!!!!

    Es hermoso tu poema...guauuuuu.....me quedé muda!!! Felicitacionesssssssssssssss!
    Ah! acabo de conocer a tus hijos y son bellisimossss!!!
    Con respecto a tu comentario, no esperes para publicar...por favor!
    Lo mio fue una breveria del momento, porque mi Alex está malito...pero dale! publica, que amo leerte!!!
    Besossssss

    ResponderEliminar
  9. Me levanto de mi silla, en pie aplaudo hasta que enrojecen las palmas de mis manos y, a solas en mi habitación, digo a voz en grito: ¡¡¡BRAVO!!! ¡¡¡BRAVO!!!

    Divino, Bárbara (por cierto, la "M" de "M.R.C" corresponde a Marta), pero ahora mismo me ahoga, me hace hiperventilar, me genera un ataque de ansiedad...

    Así ha sido mi relación durante muchos años (nos hemos separado a los 6,5 de convivencia), hara que poco ante de navidad le dio una depresión (es bipolar esquizo-afectivo) y estuvo en la cama 10 meses, sin salir y durmiendo no menos de 18 horas al día... Me dediqué en cuerpo y alma a él... Y cuando salió de la depresión, dijo que tenía que hacer su vida y me echó a un lado... Y a partir de ahí comenzó un infierno que no es lugar ni momento para detallar... (continúo en otro)

    ResponderEliminar
  10. Ahora mismo no soporto ni siquiera pensar en tener la responsabilidad de una relación... ¡Me ahoga! Sólo quiero ser libre, poder hacer lo que quiera, cuando quiera, como quiera sin tener que dar explicaciones a nadie... Porque lo que me ha hecho es para ponerle una denuncia de las gordas... Y no quiero ver a un hombre ni 10 km a la redonda... Ya no puedo creer en el amor, ni en los hombres, ni en las relaciones estables... Lo siento, tal vez sea la típica relación de los primeros días de una separación en la que me he tenido que ir con una mano delantr y otra detrás pero cargada de mucho dolor, muchas humillaciones, muchos insultos, vejaciones, faltas de respeto, y unas cuantas cositas más... Y quizá no sea el momento adecuado para hablar... Pero tengo 43 años, esta es la segunda relación espeluznante que tengo, y ya tiro la toalla... (continúo en otro)

    ResponderEliminar
  11. Soy una persona demasiado cariñosa, generosa, amable, risueña... Vamos que de tan buena que soy, quien me conoce me dice que soy tonta... Y ya no estoy para aguantar las consecuencias de mis tonterías... Yo a mi blog, a mi perro y a mí misma, que estoy para hacerme otra ver de nuevo... Y con eso me da hasta que me muerta y pueda, de una vez, descansar en paz... Porque yo no nací para esta vida, o esta vida no es para mí... Pero ni la una ni la otra nos aguantamos... Y son muchos años ya de dolor y sufrimiento, y estoy harta y cansada...

    Siento el testamento, pero me salió... Y ya me da igual lo que piensen los demás, porque me da igual todo...

    Gracias por tu mano tendida, tal vez hablé porque me agarré a ella bien fuerte... Quizá sea mejor que borres todo lo dicho, que no son más que tonterías de una mujer alfombra que se ha tenido que buscar la vida siempre sola cuando lo único que necesita es un pelín de amor...

    Un beso y la flor de la amistad

    ResponderEliminar
  12. Querida Bárbara: vengo a pedirte perdón desde lo más profundo de mi corazón por el testamento de ayer... No eran cosas para hablar en un blog y debí hacerte caso, coger tu mail y contártelas por esa vía... Pero tu dulzura, tu preocupación por mí, tu insitencia en que viniera a leer esta entrada... ¡Todo se juntó con el dolor que ahora siento y destó mi lengua!

    He visto que tú no has borrado los comentarios, de modo que tampoco lo voy a hacer yo, pero sí voy a coger ahora mismo tu mail para poder hablar tranquilas y del modo apropiado...

    De nuevo te pido perdón, y te doy las gracias por escucharme con un beso cargado de cariño y la más bella flor que tú elijas en el jardín de mi corazón...

    ResponderEliminar